Exposición: Los braceros vistos por los Hermanos Mayo

Los braceros vistos por los hermanos Mayo integra alrededor de 60 fotografías en blanco y negro y presenta varias facetas del fenómeno migratorio:  la contratación, las despedidas, la vida en la frontera y las protestas.

 La muestra fue inaugurada el jueves 21 de agosto en el Museo Nacional de los Ferrocarriles Mexicanos, ubicado en Puebla. El recinto  forma parte del Centro de Preservación del Patrimonio Cultural Ferrocarrilero del Conaculta.

"Yo diría que es el colectivo más prolífico de fotoperiodismo en América Latina y quizá en el mundo - dijo el investigador y curador de la exposición, John Mraz- ellos hicieron 5 millones de negativos sobre la vida en México desde su llegada en 1939, hasta por ahí de los años ochenta".

En aproximadamente 400 fotografías de su acervo, los Hermanos Mayo se dedicaron a retratar a los braceros que “no son transterrados, en el sentido de que ellos no van a Estados Unidos a quedarse allá, es un programa que existió entre 1942 y 1964, en el cual los braceros pudieron ingresar a Estados Unidos legalmente”, añadió.

En la muestra, el público podrá observar parte de la experiencia de los braceros: “sus salidas, qué procesos pasaron, las despedidas en la estación del tren y después, a lo que se enfrentan en la frontera, porque el Programa Bracero también fomentó mucha inmigración que no era necesariamente legal”.

En entrevista con el Conaculta, Mraz señaló que el proceso comenzaba en los centros de contratación del Distrito Federal, que primero estaban ubicados en la Secretaría del Trabajo, pero ante la enorme respuesta, tuvieron que cambiar de sede, primero al Estadio Nacional y eventualmente en La Ciudadela, donde se hacían los exámenes médicos y las entrevistas.

“Después pasamos al tren, todas las despedidas que fotografiaron los Hermanos Mayo, que obviamente tienen su lado amargo y dulce, en el sentido que también es muy estimulante la idea de que uno va a un nuevo país, a una nueva vida”.

Los braceros vistos por los Hermanos Mayo

La exposición también muestra las protestas que se registraron en los años cuarenta, protagonizadas por quienes no pudieron ir como braceros. John Mraz advirtió que “no se ha investigado a fondo cuáles fueron las razones por las cuales se protestaba, pero tenemos las imágenes de esas protestas”.

Finalmente, Los braceros vistos por los Hermanos Mayo presenta la vida en la frontera, donde los braceros se juntaron con otros migrantes que no estaban en el programa y posteriormente su regreso y los problemas que enfrentaron en nuestro país.

Además de las cerca de 60 fotografías tomadas por los Hermanos Mayo de todo este proceso con el Programa Bracero, la exposición está aderezada con otros materiales que apoyan la investigación, por ejemplo, las portadas de revistas ilustradas que presentaban el problema de los braceros.

Adicionalmente, John Mraz realizó una larga entrevista de más de cuatro horas con Julio Mayo, que tiene 96 años y vive en Atlixco, donde habla de los braceros y un poco de su historia al llegar a México. El video editado, dura cerca de 20 minutos y se titula Julio Mayo, bracero con cámara.

Gracias a todos estos elementos, se ha podido integrar una exposición que destacó John Mraz, resultará muy interesante para acercarse al fenómeno de los braceros, en una época donde la migración aún tiene un papel muy importante en nuestro país.

 (Conaculta, comunicado No. 1427/2014 / 19 de agosto de 2014)

Los braceros vistos por los Hermanos Mayo / Subterráneos Difusión

 

Relacionado:

Hermanos Mayo - Reporteros Gráficos

Hoy el Archivo General de la Nación, guarda celosamente el trabajo de mi padre Cándido Mayo y desde luego, de todos los Hermanos Mayo, muestra de organización, trabajo y colectividad de un grupo de españoles íntegros, mexicanos de corazón, que han agradecido a este país y al General Lázaro Cárdenas del Río, desde el primer día de su llegada.El periodismo gráfico, la fotografía como género periodístico, siguen vigentes. Y lo están, porque ninguna tecnología ha podido suplantar el don de la mirada, el reconocimiento de un hecho y la organización rigurosa de las formas percibidas visualmente.

El periodismo gráfico, la fotografía de Prensa como género periodístico, fueron repasados, y conjugados por Cándido y sus hermanos, de la cual nació una nueva cultura plástica, una escuela cimentada sobre los pilares: del humanismo, la gratitud, la lealtad y el trabajo y el respeto a México.

Los hombres viven, mientras haya quien los recuerde y, sobre todo, quien los recuerde con amor, en su justa dimensión.

La imagen fotográfica como documento de lo perdurable: el discurso visual de las instantáneas de los Hermanos Mayo

La contribución de la fotografía a la prensa escrita sentó las bases de su carácter ilustrativo que dio paso a su transformación como documento histórico; ayudó a clarificar aspectos sociales del devenir diario que, en periodos como el correspondiente a la Segunda República, viabilizó la memoria visual de un país, las consecuencias de una devastadora guerra y sus secuelas posteriores de exilio y represión. La fotografía es, además de documento histórico, un vestigio cargado de valor estético. En el caso de los Hermanos Mayo, ciertas imágenes serán referente visual para recrear una lectura personal de la aportación histórica y estética que ofrecieron por medio de sus instantáneas.

Hermanos Mayo

Los Hermanos Mayo saben lo que significa tener que emigrar. Desde 1940, este colectivo de fotógrafos ha contribuido a redefinir el periodismo gráfico en México, pero tuvo su origen en España al borde de una de las grandes conflagraciones del siglo veinte, la Guerra Civil. Ahí, en vísperas de tanta esperanza y decepción, empezó su vínculo con “los de abajo” que dura hasta hoy en día. El apellido “Mayo” que han usado los miembros del colectivo es un “nombre de batalla” que refleja el compromiso con la clase obrera de los cinco “hermanos” de dos familias: los Souza Fernández —Francisco (Paco) Souza Fernández (1911-1949), Cándido Souza Fernández (1922-1985) y Julio Souza Fernández (1917)— y los del Castillo Cubillo: Faustino del Castillo Cubillo (1913-1996) y Pablo del Castillo Cubillo (1922).

 

Publicaciones relacionadas:

,